Bernal Jiménez: Programa de vacunación

Si se equivocan en las políticas económicas, se hace un gran daño a la sociedad pero tiene enmienda; los errores en políticas de salud pública, son irreversibles, la muerte acontecida, ya no tiene solución.

0

Bernal Jiménez Monge, Economista.

Yo he escrito aquí sobre mi partido, he escrito mucho sobre economía y desarrollo, escribo sobre la Renta Global y sus efectos, he hablado sobre política, pero me he referido poco o nada sobre lo mas importante hoy en el mundo: la salud pública; que se llama en este momento vacunación, contra la pandemia y sus oscuras consecuencias.
La vacunación es la ruta para doblegar ese terrible mal, COVID-19, que ya le ha costado al mundo un aforo de 100 millones en contagios y 2.5 millones de fallecimientos, Costa Rica adquirió de PFIZER, 3.000.000 vacunas que pagó la Comisión Nacional de Emergencias.
El 24 de diciembre dio inicio el proceso de vacunación, y hoy un mes después solo se han vacunado alrededor de 30 mil personas en la primera dosis.
A ese mismo ritmo mejoraríamos con la primera dosis 100 meses, o sean 8,3 años.
Evidentemente hay que acelerar la vacunación, trazando un programa bien planificado, de los elementos que entran en juego: Recursos humanos, suministro de vacunas, locales e infraestructura de refrigeración, pues se requiere -70 grados Celsius para mantener el preciado antígeno.
Desde luego, sabemos que la planificación y elaboración de programas es la debilidad de este Gobierno, en todos los sectores.
Pareciera a primera vista, que la vacunación se desarrollará ordenadamente, pero lo números demuestran que se requiere una mucho mayor velocidad de vacunación y una programación, que rompa los moldes del sistema con que han iniciado.
Planteemos un modelo o ejemplo simple.
Para bajar la curva de contagios, establezcamos una meta de seis meses (hasta julio) para vacunar los primeros 1.5 millones de ciudadanos con las dos dosis necesarias.(3MM de inyecciones). Sería una meta mucho más baja que la que ya ha logrado Israel.
El país cuenta con 1.040 Ebais, que son un recurso invaluable no solo por tener locales donde vacunar, sino por su valioso personal calificado, con experiencia por haber realizado ya campañas de vacunación.
Teóricamente, con simple conclusión de ejemplo, tocaría inyectar 3000 personas, por Ebais, en los seis meses, considerando sólo 1000 Centros de Salud. 3000 por Ebais, sería 500 por mes o sea 20 por dia.
Pareciera fácil lograr esas metas, pero surgen varios problemas que dificultan realizar el ejercicio planteado, tal cual.
1- Lo primero es que la PFIZER provea oportunamente las vacunas. Quizás no es un escollo tan grande, no sabemos cómo el contrato con esta farmacéutica, prevé la entrega, pero en el contexto mundial, nuestra compra es pequeña y quizás fácil de proveer.
2- El Segundo gran problema, es que la distribución de los ciudadanos a vacunar no tiene una distribución equitativa entre los Ebais. Algunos como el Carlos Durán tienen miles de población inscritos, esperando. En tanto otros centros de distritos o Cantones poco poblados. (Acosta, Turrubare o San Mateo) solo unos pocos moradores irán a vacunarse.
Hasta el momento, la información que conozco, que es poca, es que se hace la inscripción de quienes habitan el distrito o barrio del EBAIS.
a) Procedería hacer una redistribución espacial de la población, tratando de equilibrar los pacientes en cada Ebais. Es decir, por ejemplo la Carlos Durán, que es de los centros más saturados, podría inscribir en otros centros, principalmente rurales, parte de la población a inmunizar, como en Turrubares, Acosta o Puriscal.
b) Una alternativa sobre esta problema, es que el personal de los Ebais más desocupados puedan trasladarse a centros de vacunación de las áreas de mayor densidad poblacional.
3- Un tercer problema logístico a vencer, es la infraestructura de refrigeración. Menos -70 grados Celsius, es una temperatura inusual y entiendo que en el país solo existen unos pocos refrigeradores de Centros de Investigación, que alcancen esas temperaturas mayores al frío ártico.
Pero si tengo conocimiento que en el mundo (principalmente en China) se están produciendo masivamente congeladores apropiados, en diversas medidas.
La CCSS, está importando varios aparatos de enfriamiento, con las temperaturas necesarias. Bueno, ahí tiene la Oficina de Planificación de la CCSS y el Ministerio de Planificación (que tiene 200 empleados) un Plan o Programa a desarrollar. No puedo afirmar que no hayan elaborado dicho Plan. Pero por lo que me he informado, el sistema que están siguiendo es el tradicional de vacunación, inscribiendo a los ciudadanos en el Centro del Área en que viven, sin considerar una distribución más equitativa y lógica.
Así, con el actual sistema, jamás se logrará una meta a seis meses, que nos llevaría sin duda a sustanciales reducción del contagio y a una reducción de las tristes defunciones.
No me interesa atacar al Gobierno, sus propias actuaciones lo devalúan.
Si se equivocan en las políticas económicas, se hace un gran daño a la sociedad pero tiene enmienda; los errores en políticas de salud pública, son irreversibles, la muerte acontecida, ya no tiene solución.

COVID-19
Suscribase COVID-19

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Cargando...
La Revista es un medio de opinión libre y gratuito, pero necesitamos su apoyo, para poder continuar siéndolo Apóyanos aquí
Holler Box