¿Cómo influiría el legado de Soleimani en el Medio Oriente?

0

VOA.

La eleiminación del alto mando iraní, Qassem Soleimani, por un ataque aéreo de Estados Unidos es un golpe devastador para las milicias proiraníes de todo Medio Oriente, según dijeron algunos expertos, al tiempo que advertían que los grupos milicianos podrían convertir la región en un caos aún mayor a través de la violencia y la represalia.

El poderoso general iraní, junto al líder de la milicia chií iraquí Abu Mahdi al-Muhandis y varios otros ayudantes, fueron atacados en el aeropuerto iraquí de Bagdad en una operación estadounidense dirigida por el presidente Donald Trump. El hecho fue recibido con rabia entre los grupos chiís y el gobierno iraní prometió “una venganza aplastante” contra Estados Unidos.

“La red iraní de relaciones jefe-cliente y representantes fue, en gran medida, creación de Soleimani, y fue él quien desarrolló y administró brillantemente estas relaciones en beneficio de Teherán”, apuntó Jonathan Spyer, investigador del grupo de expertos Foro del Medio Oriente con sede en Filadelfia.

Spyer afirmó que Soleimani utilizó relaciones informales desarrolladas durante un largo período de tiempo con líderes de la milicia chií en todo Medio Oriente. Tales relaciones, agregó, no pueden pasarse fácilmente a un sucesor.

El líder supremo de Irán, el ayatolá Ali Khamenei, nombró el viernes a Esmail Ghaani para reemplazar a Soleimani como el nuevo comandante del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica. Khamenei dijo en un comunicado que Ghaani estaba entre los comandantes “más prominentes” y continuará con el trabajo de Soleimani para dirigir este grupo.

La Fuerza Quds es la unidad responsable de llevar a cabo las operaciones externas de Irán para promover los valores revolucionarios del régimen islámico. Bajo el mando de Soleimani, la unidad logró expandir la influencia de Irán en la llamada Media Luna Chií, un término que se refiere a una región en forma de media luna en el Medio Oriente donde residen las comunidades chiís.

Max Abrahms, del Instituto Quincy, un grupo de expertos de Washington, admitió a la Voz de América que Soleimani se había asegurado de que las acciones militantes de los grupos chiís fueran evaluadas cuidadosamente.

“Aunque es muy comprensible que Soleimani se asocie con la violencia, lo que la gente no entiende es que los Cuerpos de la Guardia Revolucionaria Islámica podrían haber producido a lo largo de los años mucha más violencia en muchos más lugares contra diferentes objetivos, pero decidió no hacerlo, la razón es porque el líder no dio luz verde”, apuntó Abrahms.

“Lo que me preocupa es que ahora que hemos eliminado a Soleimani, vamos a ver un aumento en la violencia que será más indiscriminado que en el pasado”, advirtió.

“Maestro de la resistencia”

En Líbano, donde Irán ha empoderado al grupo chií Hezbolá desde su fundación en 1985, el jefe del grupo, Hassan Nasrallah, dijo de Soleimani que era “un maestro de la resistencia”.

“Para continuar en el camino del general Soleimani, izaremos su bandera en todos los campos de batalla”, dijo el sitio web de al-Manar, vinculado a Hezbollah.

Según Nicholas Blanfold, del Consejo Atlántico, las extensas redes de Hezbolá en Medio Oriente, América Latina y África lo hacen indispensable para el alcance global de Irán.

El régimen iraní “a través de sus redes, particularmente de Hezbolá, que tiene un alcance global, podría afectar una especie de operación de represalia en casi cualquier parte del mundo”, aseguró Blanfold a la VOA.

$700 millones

Funcionarios estadounidenses dicen que Irán durante años ha financiado a Hezbolá con un estimado de $700 millones anuales. Indicaron que los fondos y el apoyo con armas han ayudado al grupo a mantener años de violencia contra Israel.

En Iraq, los expertos dicen que Soleimani desempeñó un papel decisivo en la organización de las milicias chiís tras la invasión estadounidense en 2003 y el surgimiento del Estado Islámico en 2014.

“Lo que has perdido básicamente es el cerebro, él es el cerebro de las milicias chiítas en Irak”, subrayó el experto militar iraquí Michael Knights del Instituto de Washington, con sede en Boston. Agregó que Soleimani desempeñó un papel como fuerza centralizadora para unificar unas 50 milicias que, de otro modo, se habrían dividido bajo el paraguas de las Fuerzas de Movilización Popular Iraquí.

“Va a abrir muchas oportunidades, rivalidad y competencia. Si Muhandis muriera solo, habrían recurrido a Soleimani para decirles quién es el próximo líder. Perderlos a ambos es realmente un momento de fractura para ellos”, declaró a la VOA.

Repercusiones en Irak

Babak Taghvaei, un analista militar con sede en Malta, remarcó que algunas milicias chiís iraquíes con sentimientos nacionalistas en el pasado han demostrado su voluntad de alejarse de Irán. La muerte de Soleimani brinda a los líderes iraquíes la oportunidad de alentar a aquellos a unirse al sistema democrático en el futuro, según argumentó Taghvaei.

“Muchos de los comandantes de las Fuerzas de Movilización Popular (FMP) decidirán detener la actividad militante y se unirán al mundo de la política, mientras que los radicales seguirán las órdenes del nuevo comandante de los Cuerpos de la Guardia Revolucionaria Islámica y perseguirán tácticas más extremistas para enfrentar a las tropas estadounidenses que incluirán bombardeos”, indicó a la VOA.

Según Sam Bazzi, director del Instituto Islámico de Lucha contra el Terrorismo con sede en Washington, Irán también probablemente intentará aprovechar su influencia en el conflicto de Yemen para presionar a Estados Unidos y sus aliados del Golfo Árabe a raíz de las recientes escaladas.

Desde 2015, el régimen de Irán ha aumentado su apoyo a los rebeldes hutíes contra el gobierno respaldado por Arabia Saudita. Los rebeldes chiís, en el pasado, han disparado varios misiles contra Arabia Saudita que, según funcionarios saudíes, les son suministrados directamente por Irán.

“Los hutíes podrían asaltar Najran (una ciudad en el suroeste) en Arabia Saudita, y/o atacar buques comerciales o barcos militares en el estrecho de Bab al-Mandab, y/o lanzar misiles o atacar drones en el territorio saudí, apuntando a infraestructuras críticas en el reino”, dijo Bazzi al tiempo que agregaba: “Khamenei no descansará antes de entregar su venganza prometida públicamente”.

Afganistán

Si las tensiones entre Irán y Estados Unidos aumentan, la violencia podría expandirse para incluir también a países como Afganistán, advirtió el ex general afgano Ateequllah Amerkhail.

“¡Estados Unidos e Irán necesitan mantener a Afganistán fuera! Ellos (Irán) presionarán a Estados Unidos apoyando a los talibanes en Afganistán. Irán intensificará el conflicto al apoyar a los talibanes”, indicó Amerkhail a la VOA.

Luego de una conversación telefónica con el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, el presidente afgano Ashraf Ghani publicó en su cuenta oficial de Twitter que “el suelo afgano no se usaría contra un tercer país”.

Irán ha sido acusado de apoyar a grupos militantes chiís en Afganistán y Pakistán en los últimos años. Algunos expertos advierten que el país podría alentar al grupo talibán a poner fin a las conversaciones de paz que se intensificaron a finales de 2018.

“Puede suponer un obstáculo si Teherán busca utilizar a los talibanes como un apoderado para atacar a las fuerzas estadounidenses”, dijo Michael Kugelman, director del Programa Asia en el Centro Wilson. “No olvidemos que todavía hay 12,000 soldados estadounidenses en Afganistán y hay un precedente para que Irán brinde algunos niveles de apoyo a los talibanes”.

Según Fatemeh Aman, miembro del Centro del Sur de Asia en el Consejo Atlántico, si bien es posible una guerra a gran escala entre Irán y Estados Unidos, es probable que el liderazgo iraní limite sus represalias y evite la guerra clásica con Estados Unidos y sus aliados.

“Definitivamente, sin duda habrá más violencia, pero no sabemos el alcance de la respuesta de Irán. Los iraníes probablemente esperarán y verán porque saben que no pueden competir con la fuerza militar de Estados Unidos. Pero la violencia hacia Estados Unidos o allá donde el país norteamericano tenga una base definitivamente aumentará”, finalizó.

(Publicada originalmente en VOANews.com)

COVID-19
Suscribase COVID-19

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Cargando...