Editorial: ¿Qué celebrar y cómo celebrar? (incluye podcast)

La desesperanza debe ser sustituida por el enojo, por el coraje, por la determinación y por la voluntad de los habitantes de este espacio y tiempo para asumir los desafíos que la coyuntura histórica impone, pero jamás para hundir la cabeza en la arena, o evadir la responsabilidad de vivir con la dignidad de las circunstancias impuestas a nuestro espíritu.

0

Para muchos es quizás insulso  celebrar los doscientos años de la independencia de Costa Rica. Incluso piensan que en realidad no existe realmente un motivo importante de festejo.

Nosotros en La Revista sin embargo, pensamos todo lo contrario, y aunque podemos comprender que las condiciones actuales generan un motivo de preocupación profunda y de escepticismo, no debemos rendirnos. Los males actuales nos reflejan una crisis multidimensional, como posiblemente el país no enfrenta desde hace mucho tiempo. Las democracias en el mundo de hoy asumen desafíos, impensables hace tan sólo unas cuantas décadas.

No obstante Costa Rica y sus habitantes, continúan teniendo características idílicas en un mundo complejo; por factores que no estamos a veces en capacidad de comprender, ni de valorar…

La Revista ha programado tres importantes actividades con destacados compañeros y compañeras. La primera para valorar o tener una idea aproximada del significado de estos doscientos años de historia independiente. La segunda para hacer una valoración cultural en la coyuntura actual y la tercera; no menos importante, para explorar con imaginación hacia donde se enrumba el país en los próximos años.  Estamos convencidos que producto de estos tres eventos y de las reflexiones que otras organizaciones e instituciones académicas están realizando en estas fechas, encontraremos una buena razón de ser sobre  esta celebración.

Los politólogos César Zúñiga y Ronald Fernández, dos distinguidos académicos, uno más joven el otro más veterano; ambos integrantes de La Revista, nos han hecho un importante recuento histórico caracterizado en cinco fases, las cuales hemos dado conocer en un artículo desarrollado por ambos intelectuales.

Saber de dónde venimos es indispensable para determinar hacia dónde vamos y aunque parezca una verdad de Perogrullo, esto en realidad, posee una vigencia extraordinaria.  Ellos dos nos han recordado cruciales momentos históricos, que han provocado una gran desesperanza en nuestros antepasados, de modo que el Hoy  se nos presenta como una especie de Deja vú  sobre momentos de crisis, tampoco escogidas por nuestros abuelos.

La desesperanza debe ser sustituida por el enojo, por el coraje, por la determinación y por la voluntad de los habitantes de este espacio y tiempo para asumir los desafíos que la coyuntura histórica impone, pero jamás para hundir la cabeza en la arena, o evadir la responsabilidad de vivir con la dignidad de las circunstancias impuestas a nuestro espíritu.

Por qué entonces no inspirarnos al menos en nuestros atletas paraolímpicos y particularmente en Sherman Güity. Es que acaso  no vemos un paralelo entre la adversidad pasada y la gloria futura a través de nuestra propia oportunidad?  Asumir esa actitud; la del joven limonense Güity, sería quizás el mejor ejemplo para celebrar.

 

 

 

 

COVID-19
Suscribase COVID-19

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Cargando...
La Revista es un medio de opinión libre y gratuito, pero necesitamos su apoyo, para poder continuar siéndolo Apóyanos aquí
Holler Box