El fenómeno del “outsider”

0

Melissa Vargas.

Cuando la cuenta regresiva de camino a las elecciones presidenciales se lleva en horas y ya no en días, vale la pena hacer un alto y pensar en el fenómeno del “outsider”. El término evoca a una figura al margen de las normas sociales, que no pertenece a la sociedad común y está observando desde fuera. Podría decirse que viene siendo algo así como “el paracaidista” en las fiestas. En política podría llegar a confundirse con quien debuta. No obstante, no todos los debutantes pueden ser considerados “outsiders”, ya que parte fundamental de la fórmula es que el individuo posea cierto prestigio previo que no proviene del ámbito político.

Así las cosas, en el mundo, cada vez se ha vuelto más común encontrar en las papeletas para presidentes o diputados personajes del fútbol, la música, la literatura, el cine, la farándula o la televisión. Para muestra un botón, el actor de western Clint Eastwood se convirtió en alcalde de Carmel by the Sea, California, en 1986. Otro ejemplo es el de Arnold Schwarzenegger, quien pasó de “Terminator” a “Governator” de California durante dos periodos consecutivos. Un caso más reciente es el del músico “Kid Rock” manifestó sus deseos de postularse a senador por Michigan en el 2018.

Nuestro país no escapa a este fenómeno. Es más, sin temor a equivocarme podría afirmar que tanto Fabricio Alvarado, como Carlos Alvarado son dos claros ejemplos. Ustedes me argumentarán que ambos tienen experiencia en la vida política, y sí. Podría decirse que sí. Pero esta experiencia se remonta a los últimos cuatro años en los que uno fue electo como diputado y el otro nombrado como presidente del IMAS y luego como Ministro de Trabajo. Aún así no cuentan con un pasado político que les preceda.

Fabricio proviene del mundo del periodismo televisivo, de la radio y la música. Carlos proviene de la literatura y la academia. Y aunque ninguno de ellos trascendió notoriamente, al menos que yo me enterase, ambos cuentan con un prestigio totalmente independiente de la vida política.

¿Y puede un “outsider” llevar con acierto el liderazgo de un país? Dejemos que la historia sea quién responda. Venezuela, con Hugo Chaves, es un ejemplo de un “outsider” en la presidencia. También lo son Ronald Reagan en Estados Unidos de América, Joseph Estrada en Filipinas, Fernando Lugo en Paraguay, Michel Martelly en Haití, Jimmy Morales en Guatemala y Donald Trump en Estados Unidos. Reagan y Estrada eran reconocidos actores. Lugo fue obispo, Martelly músico, Morales comediante y Trump una celebridad.

Ronald Reagan ocupó la presidencia durante dos periodos consecutivos y fue una figura determinante durante la Guerra Fría, mientras que Jimmy Morales ha tenido un gobierno cargado de escándalos y numerosas denuncias por corrupción.

¿Y es Luis Guillermo Solís un “outsider”? No, no lo es. Aunque se nos presentó como un humilde profesor universitario con pocos trajes y un solo reloj, Solís ya arrastraba una carrera dentro de la política costarricense. Él es lo que algunos llaman un “insider”, es decir una persona que ya proviene de un partido político pero cuyo discurso está orientado a lacerar a las cúpulas partidarias. Dentro de esta categoría también está el actual diputado, y tutor político de Carlos Alvarado, Ottón Solís.

Si bien es cierto, la historia nos demuestra que los “outsiders” no son la respuesta para los problemas sociales que vive un país, todo lo contrario. Si estas figuras no se rodean de equipos sólidos y con comprobada experiencia en el manejo de la “res publica”, estos problemas tenderán a incrementarse ocasionando una crisis para el sistema.

En el punto en que nos encontramos es demasiado tarde para dar marcha atrás. Costa Rica contará con un “outsider” en la Presidencia de la República durante los próximos cuatro años. Depende de nosotros elegir con mayor sabiduría en el próximo proceso, llevando a la silla presidencial a una persona que sí cumpla con los requerimientos para gobernar nuestro país.

Melissa Vargas
Politóloga

COVID-19
Suscribase COVID-19

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Cargando...
La Revista es un medio de opinión libre y gratuito, pero necesitamos su apoyo, para poder continuar siéndolo Apóyanos aquí
Holler Box