Eli Feinzaig: «Los problemas económicos son ajenos a esta Corte»

Los problemas económicos son de los imbéciles que pagamos impuestos contra viento y marea -cuando la economía crece y cuando se estanca, cuando las ventas son buenas y cuando caen- para sostener a esa burocracia agrandada, endiosada y completamente desconectada de la realidad.

0
Eli FeinzaigEconomista.

«Los problemas económicos son ajenos a esta Corte». Esas, ni más ni menos, fueron las palabras del magistrado Jaime Robleto para justificar su oposición a los proyectos de ley que pretenden cobrar una «contribución solidaria» a las pensiones de más de ₡2.2 millones en los regímenes de gobierno y magisterio, y de más de ₡2.6 millones en el Poder Judicial.

«Estoy segura de que todas y todos nosotros ahora nos medimos. Si antes nos dábamos un gustito, ahora solo vamos por lo necesario», dice la magistrada Julia Varela, con un salario de ₡8.639.017. Pobrecita ella, hasta se me salieron unas lágrimas de la pena.

«La desigualdad social ha existido siempre y continuará cuando nosotros nos hayamos muerto», agrega Robleto. Todo un tratado en sensibilidad, análisis económico y justicia social. Claro que seguirá existiendo, porque ellos se encargarán de interpretar la ley para asegurarse de que sus privilegios permanezcan intocables.

La Nación, 12/11/2019

No deja de tener razón Robleto, de una manera muy cínica. Los problemas económicos no aquejan a la casta de los privilegiados magistrados, cuyos salarios mensuales oscilan entre los ₡6.4 millones y los ₡9.7 millones, dependiendo de cuántas anualidades y otros pluses acumulen. La situación económica no es, en definitiva, algo que preocupe a un magistrado presidente de la Corte, con un salario de ₡7.390.453, que se declara de clase media.

Los problemas económicos no son de la Corte, que constitucionalmente tiene asignado un presupuesto equivalente al 6% de los ingresos ordinarios del gobierno cada año, y usualmente recibe un monto significativamente mayor.

Por supuesto que los problemas económicos no son de la Corte, ni de los caras de barro que -con honrosas excepciones- hoy se hacen llamar magistrados y aprovechan su puesto y sus prerrogativas legales para servirse con cuchara grande.

Los problemas económicos son de los imbéciles que pagamos impuestos contra viento y marea -cuando la economía crece y cuando se estanca, cuando las ventas son buenas y cuando caen- para sostener a esa burocracia agrandada, endiosada y completamente desconectada de la realidad.

Vergüenza debería darles.

 


Eli Feinzaig.
Economista, consultor y empresario. Liberal, demócrata y librepensador.
Presidente del Partido Liberal Progresista.  
#SoyLiberal

 

Del mismo autor le podría interesar:

 

También podría gustarte

Comentarios

Cargando...