Fraser Pirie: Peligro en la Democracia

Ante el peligro para nuestra Democracia ejemplar, lo que queda es vigilarla y cuidarla con esmero.

0

Fraser Pirie Robson.

En 1948, las votaciones en Cartago fueron un desastre. El gobernador y el secretario de despacho constantemente corregían los errores de los votantes. O sea, cambiaban el voto. Si una firma venía temblorosa, el secretario le movía la mesa para más o menos copiar la firma. Claro, el voto se arreglaba y se corregía. Los opositores pasaron seis días afuera de la gobernación fúricos porque sabían lo que estaban cocinando.

Hoy el peligro a nuestra gloriosa democracia es mucho más sutil. Ya eso de mandar un camión lleno de guardias a Llano Grande para hacerles entender sobre un fraude electoral, pasó de moda. Algunos ilusos pensaban en una nueva democracia callejera denominada Socialismo del Siglo XXI que ha recibido el completo rechazo nacional porque no queremos que Costa Rica se convierta en otra Venezuela.

Finanzas nacionales: Hoy el peligro a nuestra Democracia se ubica en diferentes segmentos nacionales. Retirarle el apoyo económico a la Caja Costarricense del Seguro Social, muy al estilo Trump o Bolsonero, es un grave error. Si la Caja está en peligro, está en peligro Costa Rica porque este es uno de los pilares de nuestra sociedad democrática.  La salud no es negociable.  Esta institución es sagrada y debe ser cuidada.

Impuestos nacionales: En años pasados, se inventaron unos impuestillos, con el fin de remediar algún problema sectorial. Por ejemplo, el impuesto a las sociedades, para salvar a la policía, o el impuesto del timbre de educación y cultura. Pero en la actualidad, con mucho estilo y arte para convencer a los demás poderes de la República, nuestro señor presidente logró pasar, no un paquete de impuestos, sino un remezón y reforma tributaria total. La producción nacional quedó muy gravada y los ciudadanos deben ahora pagar altos impuestos. Pero todos los impuestitos que comprendían la fiestecilla fiscal de antes, quedaron igual. Tenemos una verdadera ensalada de impuestos.

La Fiscalía:  Dejando de lado la seria situación de la Upad, que debe ser investigada, pienso que ha sido una falta increíble de respeto a la investidura del señor presidente, el haberle confiscado su teléfono celular personal.

Esto hubiera justificado el despido inmediato de la señora Fiscal General. Sin embargo, los Supremos Jueces de la República permanecieron callados ente semejante atropello. Pronto sabremos si este acto tiene justificación alguna. El brazo judicial, pareciera sentirse que es él, quien maneja al país.  Se les va la mano cuando votan para sí mismos pensiones y sueldos de lujo. Se les va el brazo cuando la Fiscal atenta contra de la investidura presidencial.

Defensoría:  Pareciera que a lo interno de Defensoría de los Habitantes existe una pugna por debajo de la mesa del fairplay.  Esto se da como consecuencia directa de la mala jugada que la UPAD le ha hecho a los costarricenses, donde unos muchachitos reunían toda la información posible sobre la vida de la población nacional. Ahora Google, Facebook, Twitter y una multiplicidad de agentes y gobiernos quieren saber todo sobre nosotros.

¿Qué decís por teléfono? ¿Cuáles son tus deseos y ambiciones personales?

Lo quieren saber todo. Bueno, a los carajillos los despidieron, pero como son demasiados interesantes todos los datos que almacenaron, quien sabe si esa manzana la dejaran así, … a medio mordisco.

Ahora la Defensora Crespo está bajo ataque hacia afuera y hacia adentro de la Defensoría.

Visto desde los bajos del Irazú, los tres poderes de la República parecen estar compitiendo por el poder. Cuando el presidente del Banco Central dio declaraciones, lo único que le logré entender, o será que fue lo único que dijo, lo importante que era aumentar el impuesto del IVA al 15 %. Más carga e impuestos para toda la población. A mí me pareció y a miles de personas también, que el economista del Banco Central se desubicó y parece vivir un poco divorciado de la realidad nacional.

Por la pandemia, miles de personas están pasando un mal rato. Muchísimas pequeñas empresas, pymes, y esfuerzos familiares están en un verdadero reto por su supervivencia. Mucha gente anda buscando trabajo. En la industria de la construcción hay gran cantidad de albañiles y ayudantes de la construcción sin trabajo.

¿Qué puede hacer una persona sin trabajo y con una familia que alimentar? Dios quiera que pase pronto la emergencia sanitaria nacional y mundial… y volvamos a la vida.

Ante el peligro para nuestra Democracia ejemplar, lo que queda es vigilarla y cuidarla con esmero. Pero ojalá que nunca más se le ocurra a un fiscal humillar al presidente.

La fiscal fue nombrada por jueces, pero el presidente fue nombrado por miles de votos. Esa silla presidencial se logró con la lucha y la sangre derramada de numerosos costarricenses. El señor presidente que se cuide y que no nos crea unos mentecatos, pero también es importante que se le respete. El presidente es el jefe de la nación y está ahí por nuestra propia voluntad. Es la base honrada y creíble de la nación.

La presidencia es el más alto honor que puede ostentar un ciudadano. ¡Respétenlo!

 

COVID-19
Suscribase COVID-19

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Cargando...