Jorge Luis Prado Mora: De un Desencantado a Rolando Araya

Don Rolando, yo sé que usted debe ser parte de ese liderazgo que requiere nuestro país.

0

Jorge Luis Prado Mora.

Don Rolando, mi nombre es Jorge Prado y admito que este breve comentario se dirigía al señor Figueres en un inicio, sin embargo un artículo anterior a este que no alcanzó a salir publicado en La Revista -por suerte- me da la oportunidad de sustituirlo y referirme así al momento presente.

A usted lo conocí como comunicador antes que político y lo sigo hace años en la radio. Hice todo lo posible para que ni mis parientes ni mis conocidos votaran por don José María en la reciente convención abierta del 6 de Junio y en vez de eso lo apoyaran a usted como hice yo, no por descarte si no porque me gustan sus ideas, principalmente el uso inteligente de nuestros recursos, el impulso a las innovaciones energéticas entre las que destacan el biodiésel de coyol y cáñamo así como el hidrógeno y también sus nociones sobre reforma del estado. A pesar de que mi señora abuela de 77 años de edad es ferviente liberacionista por haber crecido en la época de oro de Don Pepe y haber crecido escuchando sus relatos, nunca me he identificado con ningún partido político, no por falta de ganas si no porque literalmente todos tienen más de una figura que me desagrada bastante entre en sus filas y una vez más no podré apoyar el supuesto renacer verde y la mal llamada reunificación de Liberación Nacional, cosa que honestamente me hubiera gustado hacer frente a las alternativas del neopentecostalismo, los partidos y figuras zombie que se levantan de sus tumbas luego de heridas fatales o la simple incompetencia de otras agrupaciones.

Es en extremo decepcionante saber que buenas ideas sean ignoradas en un proyecto país, o por lo menos que el segundo lugar de una elección interna con todo un movimiento tras de sí fuera tomado en cuenta para decisiones importantes como dicta la simple lógica matemática y la experiencia, pero de todas maneras el gobierno de don José María vio crecer en un 60% el desempleo y es directamente responsable de la creación del impuesto a la gasolina y de la compra forzada de electricidad privada ¿Con qué credibilidad puede hablar el señor Figueres de creación de fuentes de trabajo, abaratar costos y de reactivación económica?

Gracias a Dios a mis 33 años de edad tengo empleo en una de esas empresas de zona franca a pesar de no tener una carrera universitaria, pero veo con muchísima preocupación el rumbo por el que va Costa Rica desde que tuve la suficiente edad para captar lo básico del ambiente político y comenzar a seguir espacios de debate, opinión y comentario más por hobby que otra cosa. La corrupción es un cáncer en metástasis y no un tumor como se le consideró hace años, Hubiera votado con gusto por usted pero al día de hoy me preocupa la posibilidad casi segura de verme obligado a una elección entre el menor de dos males, o hasta un peor-es-nada en esta próxima segunda ronda que se avecina.

Leyendo su carta al corazón liberacionista en este mismo medio y conociendo que ya una vez se involucró en un proceso electoral mediante Alianza Patriótica, me permito hacerle unas pocas preguntas con la esperanza de que estas letras lo alcancen y que además usted disponga de algunos minutos para responderme y a los miles que lo consideramos la mejor opción para dirigir el país a partir de 2022 y sabiendo que su vocación de servicio a la patria es real:

  1. Si alguna tendencia o partido se acercara a usted para ofrecerle un rol presidencial, vicepresidencial, como ministro de la presidencia o inclusive diputado ¿Estaría dispuesto a aceptar? ¿Usted buscaría otra agrupación proactivamente si no recibiera ofertas?
  2. ¿Existe alguna figura con la que sienta afinidad o con la que hayan propuestas y principios comunes?
  3. Teniendo en cuenta el escenario electoral y la necesidad imperante de negociar y buscar acuerdos entre tiendas ¿Qué opinión le merecen don Rodolfo Piza, don Eli Feinzaig o don Rodrigo Chaves que están formando coaliciones, por ejemplo?

Sin más que agregar, espero que este momento de crisis casi universal por el que pasa Costa Rica por sus tantísimos males sea la oscuridad antes del amanecer y a partir del próximo traspaso de poderes podamos continuar el legado histórico de paz social, estabilidad y prosperidad por el que lucharon nuestros padres y abuelos, ya que en definitiva estamos viviendo una época convulsa y solo un buen equipo de liderazgo nos puede guiar en momentos tan cruciales; don Rolando, yo sé que usted debe ser parte de ese liderazgo que requiere nuestro país.

 

COVID-19
Suscribase COVID-19

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Cargando...
La Revista es un medio de opinión libre y gratuito, pero necesitamos su apoyo, para poder continuar siéndolo Apóyanos aquí
Holler Box