Luis Paulino Vargas Solís, Economista (Ph.D.)

Lo dijo Nogui Acosta, ministro de hacienda. Más o menos en estos términos: “es un carro viejo, y lo mejor es venderlo”. Se refería al Banco de Costa Rica (BCR).

Es el mismo señor que le recorta recursos al LANAMME-UCR, mutilando su capacidad para fiscalizar las obras viales en construcción y el estado de la infraestructura vial. El mismo que está desfinanciando al CONAPAM, despojándolo de su capacidad para atender a personas mayores en abandono.

El mismito que se niega a girar a la Caja recursos aprobados por ley, y que, con soberbia y desdén, desconoce la deuda estatal con esa institución.

Es un súper ministro, investido de súper poderes. Y los ejerce con cinismo y frialdad, cosa que, desde luego, ha de tener muy complacido al presidente Chave, puesto que ese es también su estilo, y asimismo ese es el tono que ha impreso a su gobierno.

Y, sin embargo, en relación con el BCR una vez más mienten.

El caso es que los bancos públicos -incluido el BCR- tienen todas las razones para funcionar con costos más altos que los privados:

  • Tienen muchas más agencias y oficinas repartidas por todo el territorio nacional, incluso en los lugares más alejados y en las comunidades más carenciadas, donde los privados JAMÁS llegan.
  • Por término medio, trabajan con créditos más pequeños.
  • Soportan una carga tributaria total (impuesto sobre las rentas + cargas parafiscales) que más que duplica la de la banca privada.

Y, sin embargo, los indicadores demuestran que son más eficientes y funcionan con menores costos. Por ejemplo: la diferencia entre tasas de interés activas (las que se cobran sobre los créditos concedidos) y tasas pasivas (las que se pagan sobre los depósitos de la gente) es mayor entre los bancos privados que entre los públicos. Lo cual se refleja en que, en la gran mayoría de los casos, estos últimos colocan créditos a tasas más bajas, a veces mucho mas bajas.

Aprovecho para compartirles comparto link del trabajo mío: “Propuesta de privatización del BCR: Mitos y realidades sobre la banca pública y la banca privada en Costa Rica”, en que discuto estas cuestiones con mayor detenimiento.

#BCR #BancaPública #BancaCostaRica #Privatización #autoritarismo #Neoliberalismo

 

Luis Paulino Vargas Solis

Por Luis Paulino Vargas Solis

Economista, investigador independiente jubilado.