Miguel Sobrado: Varias décadas después. Visita a los hermanos Derkaoui en Marruecos

Mustafá y Krimou Derkaoui son dos cineastas marroquies quienes fueron mis compañeros de estudio de lengua polaca y de experimentos cinematográficos en la década de los setenta, en Polonia. Medio siglo después los encontramos en Marruecos, su país natal…

0

Miguel Ángel Sobrado, Sociólogo, catedrático UNA.

En Lodz, una ciudad en Polonia, había un edificio de residencias estudiantiles llamada, de cariño, la “Torre de Babel”. Allí vivían estudiantes del mundo entero: Uganda, Cuba, Colombia, Laos, Etiopía, Irán, España, Indonesia, Costa Rica, Marruecos…  y allí en la “Torre de Babel” se hablaban todas las lenguas del mundo; menos una: el polaco. Los jóvenes estudiantes llegaron a Lodz para aprender polaco y luego cursar carreras universitarias. Aprender polaco no era fácil.  Pero las palabras se tejían como un puente que conectaba todos los mundos de la Torre de Babel. Este puente ha aguantado más de 50 años.

En Casa Blanca, Marruecos, viven Mustafa y Krimou Derkaoui  cineastas graduados en la reconocida Escuela de Cine de Lodz. Mustafá y Krimou son hermanos de sangre y de profesión. Miguel, no es hermano, ni cineasta, ni marroquí… pero durante varios años en Lodz los tres juntos como hermanos, compartieron experiencias fotográficas y de cine.

Los años sesenta fueron años políticamente intensos, donde se llevan a cabo procesos de descolonización, guerras y luchas agrarias alrededor del mundo. En el medio de este mundo de efervescencia política y social, la Torre de Babel polaca se convirtió en un lugar de reflexión sobre acontecimientos, planes y sueños de revoluciones. Entre conversaciones, guiones y cámaras de cine, Miguel también los acompañó como actor de relleno en proyectos de cine anticoloniales y de liberación nacional.

Los años pasaron… Mustafá se graduó como director, Krimou como camarógrafo y Miguel como sociólogo. Volvieron a sus respectivos países, y perdieron el contacto…50 años después…se volvieron a encontrar con muchas historias para contar. Las familias crecieron… Miguel llegó a Casablanca a visitar a sus amigos acompañado por su hijo Pedro y sus nietos Boaz y Mariel. Mustafa y Krimou los recibieron con gran cordialidad, cariño y delicioso couscous!

Desde la última vez que se vieron en Polonia, Mustafa y Krimou continuaron trabajando conjuntamente en la producción de cine en su país. Los inicios fueron difíciles porque la censura en el reino de Marruecos era muy severa y sus filmes fueron prohibidos por razones políticas. El primer largometraje de Mustafa fue censurada durante 45 años, por las autoridades marroquinas que lo consideraban ‘impropio’. Esta película fue rodada en Casablanca en 1974. Fue proyectada solo una vez en Francia en 1975 y fue prohibido de exportación. Escrito y dirigido por Mustafa Derkaoui, filmado y montado por Krimou Derkaoui.

La restauración fue hecha por la plataforma artística “L’Observatoire” de Casablanca y con la ayuda de la Filmoteca de Catalunya que tenía los negativos originales. Léa Morin es la coordinadora del proyecto de restauración y distribución de la película.

¿De qué hablaba esta película? Un equipo de filmación busca un nuevo tema para una película. Van caminando por la calle preguntándole a los habitantes de Casablanca lo que quieren del cine marroquí. En este camino, presencian el crimen de un obrero del puerto que asesina involuntariamente a su jefe. Se interesan en ese caso e investigan las causas del crimen mientras reflexionan sobre su concepción del cine y el rol de los artistas en la sociedad. Es considerada una obra vanguardista comprometida políticamente y libre donde se hacen cuestionamientos sobre el rol del cine y de los artistas en períodos de opresión política.

Esta película es particularmente especial porque en ella participó una generación de artistas, poetas y músicos (como Nissaboury, Jil Jilal, Zef zaf y Belkahia, entre otros). Fue una oportunidad de encuentro de estos mundos artísticos que representa un momento único en la historia cultural de Marruecos.

No obstante, con los años, al llegar un nuevo monarca, las cosas cambiaron y empezaron a ser tolerados. Su producción les fue ganando respeto y aunque Mustafá tuvo un derrame que lo incapacitó parcialmente.  Fueron distinguidos y premiados por el Rey por el trabajo desarrollado en su país.

De compañeros de clases a camaradas en la vida… la amistad, el cariño y la admiración trascienden los años.

Agradecimientos especiales:

  • A Mustafa y Krimou Derkaoui
  • A sus famílias
  • A Léa Morin y el equipo de L’Observatoire
  • Videos de archivo:
  • Lekcja 42 Jezyka Polskiego– Abdellah Drissi.
  • Lección de lengua polaca a un grupo de estudiantes extranjeros realizada en 1966 en el Estudio de lenguas de la Universidad de Lodz por el entonces estudiante de la Escuela de Cine de Lodz Abdellah Drissi.
  • Gdzieś Pewnego Dnia – Mustafa Derkaoui
  • Trabajo de graduación de la Escuela de Cine de Lodz de Mustafa Derkaoui.
  • https://youtu.be/ZmQUzle1r9U
COVID-19
Suscribase COVID-19

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Cargando...
La Revista es un medio de opinión libre y gratuito, pero necesitamos su apoyo, para poder continuar siéndolo Apóyanos aquí
Holler Box