Omar Jiménez: Los doce apóstoles

Los grupos religiosos y los diputados fundamentalistas que dicen defender la vida, se oponen a la norma técnica que permita establecer un protocolo de aplicación del aborto terapéutico, aprobado en el país hace más de 50 años. Lo ocurrido en este proceso de elección es prueba absoluta de que el nombramiento de los Magistrados debe realizarse por medio de votación pública.

0

Omar Jiménez Camareno, Abogado, académico y Msc en Aduanas y Comercio Internacional

El término apóstol viene del griego Απόστολος, que significa: enviados.

La biblia dice que entre todos sus discípulos Jesús escogió a DOCE y los envió a predicar que el Reino de Dios había llegado a la tierra, es decir que los apóstoles fueron escogidos y enviados para propagar la noticia de que Jesús era el Mesías, el Hijo de Dios, enviado a salvar al mundo.

ELECCIÓN DE UN MAGISTRADO

En la sesión del plenario de nuestra Asamblea Legislativa del pasado miércoles 4 de diciembre, en la elección de un Magistrado, DOCE diputados conformaron un nuevo grupo de APÓSTOLES, solo que, según dice la prensa, a estos DOCE no los envió Jesús, sino que los envió Nixon.

MERAS COINCIDENCIAS

No, no estamos hablando de Richard Nixon, expresidente de los Estados Unidos, quien en 1994 debió renunciar  a la Presidencia por haberse descubierto su participación en el llamado «escándalo Watergate», el cual mostraba una serie de actos clandestinos (maniobras realizadas en forma oculta, secreta) para abusar del poder.

Aunque por lo del secretismo, el «escándalo Baglia» que estalló el miércoles 4 de diciembre en nuestra Asamblea Legislativa, se parezca al llamado «escándalo Watergate.»

Tampoco estamos hablando del Nixon que nos permite sentarnos en las nubes, aunque también este caso, coincida con la decisión de la Diputada Nidia Céspedes, la de («así dice el Himno de Costa Rica y lo voy a cantar»), de volverse a sentar en las nubes, digo en su curul.

Esta vez estamos hablando del Alcalde de San Ramón, quien, según la prensa y el diputado Pedro Muñoz (Jefe de Fracción del PUSC, fue el que tejió toda la trama para escoger y enviar a los nuevos DOCE APÓSTOLES, está vez, no ha anunciar la llegada de Cristo, sino a promover el nombramiento del Juez ramonense Gregorio Baglia cómo Magistrado de la Sala III de la Corte Suprema de Justicia, a pesar de que éste no postuló su nombre para ese nombramiento.

CARTAS LEÍDAS

Volviendo a la Biblia, Pablo dice que los Cristianos deben ser como CARTAS leídas, es decir que su vida y sus actos deben ser abiertos para que todas las personas los conozcan y esos actos den testimonio de su rectitud.

Pero los DOCE APÓSTOLES, del caso Baglia, a pesar de que entre ellos aparentemente hay seis legisladores neopentecostales, no son CARTAS leídas, sino votos secretos.

PRIMEROS NOMBRES

La prensa y el diputado Pedro Muñoz, han empezado a develar quienes aparentemente serían los DOCE.

En la sesión del Plenario Legislativo, del jueves 5 de diciembre, el Diputado Muñoz, Jefe de Fracción del PUSC, nos informa que entre los DOCE están:

tres diputados de su Fracción, uno es el Diputado Erwen Masis, y de los otros dos, dice el diputado Muñoz, no está autorizado a dar los nombres,

tres del PLN, Daniel Ulate, exasesor del Alcalde Nixon en la Municipalidad de San Ramón, Roberto Thompson y María José Corrales. Llama la atención que don Pedro si estuviera autorizado para revelar el nombre de los tres diputados del PLN, pero de los tres de su propia Fracción solo estuviera autorizado para revelar al diputado Masis y no a los otros dos.

Los otros seis aparentemente serían de los que se autodenominan del Bloque de Nueva República, de los cuales, por ahora, sólo se menciona al diputado ramonense Ignacio Aguilar.

LA NEGACIÓN

Continúan las coincidencias:

Los DOCE originales, cuando Jesús fue arrestado en Getsemaní (huerto de los olivos), huyeron, se ocultaron, horas después, antes de que cantará el gallo, Pedro, no diputado Muñoz, sino el Apóstol Pedro, negó a Jesús.

Los DOCE de Cuesta de Moras también se ocultan, aparentemente salvo el diputado Masís, los demás niegan a Baglia, niegan haber votado por él. Tal parece que en el sistema de cómputo de la Asamblea Legislativa un fantasma cambió los votos y sin que hayan diputados que votarán por Baglia, le asignó al juez de San Ramón DOCE APÓSTOLES, digo  doce votos.

¿QUE HAY DETRAS DE LA VOTACIÓN DE LOS NUEVOS APÓSTOLES?

¿Porqué doce diputados votaron en secreto para elegir como Magistrado de la Sala Penal, a un Juez que no se postuló para ese puesto?

¿Qué interés tienen en común estos doce diputados en este nombramiento, qué o quién los unió?

¿Qué interés podría tener el Alcalde de San Ramón, si es que fuera cierto que él está detrás de los doce, en que se elija al Juez Baglia cómo Magistrado en la Sala Penal?

¿Quienes realmente son los DOCE que votaron por el candidato sorpresa?

¿Porqué se esconden, qué intereses inconfesables hay detrás de todo esto?

DEBER DE TRANSPARENCIA

Los diputados son nuestros representantes, tienen la obligación de rendirnos cuentas claras, nosotros, todos los ciudadanos, tenemos derecho de saber quienes son los doce diputados que votaron por el candidato sorpresa, tenemos derecho de saber porqué votaron por él.

Los Jefes de Fracción del PUSC, del PLN y del bloque de Nueva República, tienen la obligación de decirle al país cuáles fueron sus diputados que, en secreto, votaron por el Juez Baglia.

De de nombrarse una Comisión Legislativa que investigue que hay detrás de todo esto, que llame a cuentas a los DOCE, al Juez Baglia y al Alcalde de San Ramón, esta triquiñuela legislativa no debe quedar en la oscuridad del secretismo.

VOTO PÚBLICO

Lo ocurrido en la sesión del miércoles 4 de diciembre es realmente grave, la Sala III de la Corte Suprema de Justicia, es la última instancia es asuntos penales, conoce de asuntos relacionados con crimen organizado, asuntos de narcotráfico y podría tener que resolver asuntos penales de diputados y de alcaldes

La triquiñuela perpetrada para elegir como Magistrado a alguien que no se postuló para dicho puesto, burlando todo el procedimiento realizado por la Comisión de Nombramientos de la Asamblea Legislativa, se realizó al amparo del voto secreto.

Lo ocurrido en este proceso de elección es prueba absoluta de que el nombramiento de los Magistrados debe realizarse por medio de votación pública.

 

 

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Cargando...