Planificación para la región Caribe

0

Roberto Gallardo Núñez, Politólogo.

El ministro de Coordinación con el Sector Privado manifestó en una comparecencia ante la Asamblea Legislativa que se habían desperdiciado 10 años sin haber planificado lo que se piensa hacer con los recursos que generará el canon que ingresará por concepto de operación de la Terminal de Contenedores de Moín (TCM). Por lo menos desde la perspectiva de la planificación del desarrollo, esta afirmación es incorrecta.
Desde el 2006, el Ministerio de Planificación Nacional y Política Económica ha venido ejecutando una serie de acciones para extender los ejercicios de planificación del nivel nacional, con el Plan Nacional de Desarrollo, a otros niveles. Es así que se elaboraron, con participación ciudadana y apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), Planes Cantonales de Desarrollo Humano Local (PCDHL), y agendas municipales en todos los municipios e intendencias del país. Estos planes y agendas, con un horizonte de planificación de 10 años, constituyen un marco de acción importantísimo para orientar la acción pública.
Para facilitar la ejecución de estos planes y agendas se crearon además los Consejo Cantonales de Coordinación Institucional (CCCI), integrados por los representantes de las instituciones públicas presentes en los cantones y las autoridades municipales, con el objetivo de construir colectivamente los programas necesarios para la ejecución de los planes.
Con estos PCDHL se subsanaba una carencia hasta ese momento existente, la de no contar con instrumentos de planificación de largo plazo a nivel local. Seguía entonces subsanar la misma carencia a nivel regional, en tanto la realidad regional no es equivalente a la suma de las realidades cantonales, sino que tiene contornos muy particulares que deben ser atendidos de manera específica.
Se crearon así los planes regionales de desarrollo, y de la misma forma los Consejos de Desarrollo Regional para cada región de planificación del país, como instancia articuladora de la acción pública en la región. Estos planes completaban el panorama de planificación, pues a partir de ese momento se contarían con instrumentos para el nivel nacional (PND), regional (PRD) y local (PCDHL), con sus respectivas instancias de coordinación.
Precisamente la región Caribe cuenta con un Consejo Regional de Desarrollo (COREDES) establecido desde hace ya muchos años. Al amparo de los planes cantonales y regionales, esta instancia bien podría ser el espacio en el que se definan las prioridades de inversión de los recursos provenientes de la TCM. Los planes y los instrumentos están ahí.
El autor es político, académico, investigador y politólogo. Ejerció como Ministro de Planificación y Política Económica de Costa Rica y también de Ministro de Comunicación y Enlace Institucional
De su autoría el blog: Roberto Gallardo

Comentarios

Cargando...