Ronald Bonilla: Un paisaje y este viento

De mi libro Cabos sueltos

Ronald Bonilla Carvajal.

Un paisaje y este viento

 

Ha pasado tanto el viento

esta mañana ante mi casa,

ha pasado ululando, silbando, empujando

ventanales y tejados,

ha entrado por rendijas y resquicios,

ha cantado, y sin embargo,

mis versos solo saben que el viento

es una mano de Dios sin su derrota,

a veces es caricia, a veces manotazo,

siempre la huella de un camino ineluctable.

Y entonces, y porque mis versos

son también rayos que el sol

marca de luz ante los grises

y también el agua que hace fractales

ante el amor,

y también la montaña que sube con sus pechos

a dialogar con la ternura, y la brizna amarrada

que nació bajo el agua

a fecundar el aire,

cualquier tarde en que el olvido es el oeste,

cuando solo la mirada es Dios en nuestros ojos

y el viento nos marca

aún en la pasividad del horizonte.

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Cargando...