Sergio Erick Ardón Ramírez.

Decía José Mujica en una de sus reflexiones, que no es pecado ser empresario, pero que aquel que se meta a empresario mejor no lo intente como político.
Argumentaba el uruguayo, que el político, a diferencia del empresario, debe estar dispuesto a servir, no a hacer negocios y buscar ganancias. Señalaba que hay una insalvable contradicción.
Sebastián Piñera, el actual presidente de Chile, es uno de esos empresarios que se mete a la política para usarla en su beneficio.
Justamente hay una propuesta parlamentaria en Chile para desaforarlo y alejarlo de La Moneda, habiendo trascendido que ha estado metido en negocios ilegales y su nombre aparece en los “PAPELES DE PANDORA”, entre los que han usado los paraísos fiscales, para facilitarse las cosas y aumentar sus ganancias.
Uno de cada siete chilenos apoya la propuesta presentada.
El presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, otro rico empresario guayaquileño, está siendo acusado de conductas semejantes. Su nombre también aparece en la lista de los clientes de los paraísos.
Para aquellos que se desviven por enriquecerse, no es la política. No la política como acción que procura el bien común.
Avatar

Por Sergio Erick Ardón Ramírez

Estudio arquitectura en el Instituto Tecnológico de Georgia, EEUU. Dirigente y Político - Fundador del MRP.